Publicado en Burocracia, Integrants, NYC

Empaquetando mi vida de Madrid

Esta ha sido una semana movidita. Antes de que cortaran Internet por las lluvias pude ver que me habían adelantado la cita en la Embajada de los Estados Unidos al día siguiente, martes. Tras casi cuatro horas en la Embajada me confirmaron que el visado había sido aprobado y que en unos días recuperaría mi pasaporte. Comuniqué en la empresa que es lo que llevaba todo este tiempo tejiendo y me pidieron que me quedara hasta el día 3 en la empresa porque mi compañero de trabajo estaba de vacaciones.

El miércoles recibí mi pasaporte con el visado y me llamaron desde Integrants a decirme que aunque en el visado pone que puedo estar allí trabajando hasta el 22 de junio sólo tengo seguro hasta el 8 de junio porque mis prácticas acaban días antes. Me llevé un pequeño chasco porque quiero estar allí el mayor tiempo posible pero me consuelo con que podré estar en San Juan en Soria. Con este cambio encontré un vuelo directo que entraba dentro de los límites económicos de la bolsa de viaje que me da Integrants de 1.100€. De esta manera el domingo 5 de octubre vuelo rumbo a New York con Continental Airlines.

El viernes estuve durante dos horas enseñando el piso y encontré sustituto que entrará el día 1 por lo que  viviré en el salón hasta que me marche. Además, tuve que encontrar un resquicio legal para no ser «sancionada» en mi trabajo. Y es que aunque estoy en periodo de prueba me exigen por política de empresa avisar con 15 días naturales de antelación. Así que conseguí arreglarlo con dejar todo firmado el día 3 pero oficialmente estar «de vacaciones» el 6 y 7 de octubre y así cumplir los plazos que me exigen. El sábado hice la gran mudanza y así pude aprovechar a disfrutar de mi última noche en Soria, siempre recordada porque nos pudieron en un bar la sintonía de ¿Qué apostamos?

Actualizado 30 septiembre de 2008

Esta mañana me han llamado desde recursos humanos para pedirme disculpas. No se leyeron las características de mi contrato y tenía razón, estaba en periodo de prueba y no estaba obligada a dar preaviso.

Publicado en Blog

Me mudo

He empezado a escribir este post con bromas y tonterías. Pero tras borrarlo y volver a empezar varias veces me he dado cuenta que escribí la despedida ayer en la nueva ubicación del blog:

Conocí Blogger gracias a una asignatura de la universidad. Algunos compañeros de clase como Yavanna siguen con ese mismo blog que crearon en aquella clase donde la palabra, weblog, blog y XML se mezclaban entre la mirada escéptica de unos alumnos que aunque empezaban una carrera nos conocíamos casi todos de la diplomatura. Yo soy culo inquieto y aunque tenía a sangoogle a mis pies cada vez que alguien escribía las palabras Erasmus, Islandia u oria combinándolas de todas las formas posibles en pareja o trío pues he decidio que me cambio de plataforma y que ni siquiera conservo el mismo nombre. Me gustan los retos.
Os presento mi nueva casa, quien quiera seguirme está invitado a leerme. Con la participación de todos volverá a ser acogedora.